En KlinkerTech hemos diseñado diferentes estilos y formatos de baldosas para que la playa de las piscinas se adapte perfectamente al entorno.

El pavimento técnico de Klinkertech cuenta con una superficie antideslizante cuya textura uniforme está muy alejada de la textura rugosa que presentan los acabados convencionales.

A diferencia de otros procesos, la tecnología de Klinkertech mantiene la tonalidad cromática original de la pieza, evitando el aspecto blanquecino que adquieren algunos acabados antideslizantes del mercado.  A la misma vez, la cualidad antideslizante es más duradera, ya que la ausencia de relieves exagerados permite mantener las condiciones de seguridad iniciales durante más tiempo.

Además, requiere de un escaso mantenimiento: este sistema ofrece resultados resistentes a los agentes químicos y a los impactos, y resulta fácil de limpiar gracias a la rugosidad microscópica de su superficie.